‘Lo primero que pensé fue: supongo que no soy lo suficientemente mujer’. La cantante de pop-rock Dalea, comparte su experiencia como mujer intersexual. Babe.net

‘Lo primero que pensé fue: supongo que no soy lo suficientemente mujer’. La cantante de pop-rock Dalea, comparte su experiencia como mujer intersexual

Por Taylor Palmby

Traducción: Laura Inter de “‘My first thought was, I guess I’m not woman enough’: Pop-rock musician Dalea shares her experience as an Intersex woman” por Taylor Palmy de babe.net

Fuente: https://babe.net/2017/07/11/first-thought-guess-im-not-woman-enough-pop-rock-musician-dalea-shares-experience-intersex-woman-7751

‘Soy una mujer con una experiencia intersexual. Soy una mujer con una experiencia trans, pero al final, solo soy una mujer’.

Dalea 6.png

Dalea es una cantante de pop-rock, diseñadora de modas y fundadora de Girl Comet, una campaña de sensibilización sobre la diversidad. Dalea también tiene Síndrome de Insensibilidad a los Andrógenos, lo que significa que es intersexual.

En su canal de YouTube, Dalea define la intersexualidad como “un término utilizado para describir personas que nacen con variaciones en su anatomía sexual interna o externa, que tienen como resultado cuerpos o una configuración genética que no se ajusta con la forma típicamente masculina o femenina”.

Dalea nació sin un útero y en lugar de ovarios tenía gónadas. También tenía cromosomas XY en lugar de los típicos cromosomas XX, que se ven en la mayoría de las mujeres.

Dalea compartió su historia, acerca de ser una mujer intersexual con babe.net

 ******************************

Desde la niñez, siempre he sido una niña muy femenina. Me gustaba el rosa, las muñecas y las cosas de niña. Mis sueños eran sencillos, quería cantar, pintar, enamorarme, tener bebés y una familia propia. Al igual que les sucede a muchos niños en este planeta, mi infancia fue muy complicada, mi padre biológico no estuvo presente, y mi mamá pasó tiempos difíciles cuidando de mí a tiempo completo, así que iba de una casa a otra para que me cuidaran mientras ella trabajaba. El no tener un lugar al cual llamar hogar, puede causarte problemas internos y disminuye tu autoestima, pero siempre fui una soñadora, así que mis sueños me ayudaron a seguir adelante.

Dalea 8

Cuando me acercaba a la adolescencia, comencé a enfermar.

Pasé largos periodos en los que iba de resfriados fuertes a episodios de fiebre alta, erupciones en mi cuerpo, hemorragias nasales, infecciones de oído y episodios de extraña debilidad. Pasé bastante tiempo en los hospitales. Debido a mi precaria situación de vida, era complicado que consiguiera una atención médica adecuada, pero, finalmente terminé con un doctor que fue capaz de diagnosticarme con una condición autoinmune llamada fiebre reumática. Pasé las siguientes semanas recibiendo dolorosas inyecciones diarias de penicilina y acostada en cama.

Mi fiebre reumática mantuvo a mis médicos tan ocupados que, a pesar de que todos los signos estaban ahí, les tomó un tiempo diagnosticar lo que se convertiría en el mayor desafío que he tenido que enfrentar.

Cuando a los 14 años finalmente descubrí (escuchando a escondidas) que tan diferente era, no fue algo agradable ni lindo. El doctor, en una desafortunadamente típica actitud machista latina, hizo algunas declaraciones crueles e ignorantes a mi abuela, incluyendo el hecho de que necesitaría cirugías para que “pudiera pasar por una chica normal”. Lo llamó “feminización testicular” y dijo que algunas veces, la naturaleza comete errores.

Aquí fue cuando descubrí que tenía Síndrome de Insensibilidad a los Andrógenos (SIA).

Tengo cromosomas XY y gónadas (o pseudo-ovarios, dependiendo de a quien le preguntes). Esto no es exactamente algo que las mujeres estén listas para compartir, particularmente en las comunidades latinas y especialmente a mujeres heterosexuales. Para mí fue mentalmente muy doloroso, en particular por la falta de apoyo y debido a que no tenía a nadie con quien hablar acerca de esto. Me sentía sola en una isla, pensando que era la única que tenía esta diferencia en el desarrollo. Era muy poco lo que sabía, se estima que uno de cada 2,000 niñxs nacen con una diferencia en el desarrollo sexual.

Muchas cosas pasaron entre ese diagnóstico y mis eventuales cirugías “correctivas”. Incluyendo persecuciones y bullying. Cuando se extendió en la ciudad el rumor de que era diferente, tuve que escapar cuando me ataron a un árbol y me ridiculizaron. Por la gracia de Dios, escapé de convertirme en parte de las estadísticas de suicidio adolescente.

El día que me extirparon mis gónadas/pseudo-ovarios, tuve una reunión con mi doctor, y el doctor dijo: “Puesto que estará bajo anestesia, ¿por qué no le ponemos unos implantes de mama para hacerla más femenina?” Nunca había juzgado a mis pechos de talla 34B como unos demasiado pequeños, ni como unos que no fueran lo suficientemente femeninos, pero cuando el doctor dijo eso y mi papá accedió, lo primero que pensé fue: “Supongo que no soy lo suficientemente mujer”. No tuve la fortaleza emocional para luchar por mí misma, ni para oponerme al sexismo con el que me estaba enfrentando. Años más tarde, después de buscar un doctor que pudiera quitarme los implantes, pude encontrar una doctora que me los quitó exitosamente. Despertar sin ellos y recuperar mi cuerpo, es una de las cosas más poderosas que he hecho por mí misma.

Dalea 7

Me convertí en una diseñadora de modas en Nueva York, y eventualmente en cantante. En 2014, salí públicamente a la luz; comencé a publicar contenido a través de mi campaña de inspiración y sensibilización sobre la diversidad llamada, Girl Comet. Comencé a dar charlas y entrevistas sobre el SIA. Como artista, sabía que hacer público que tengo SIA podría dañar mi imagen, y lo hizo, pero como mujer, esto elevó mi espíritu y feminidad hasta los cielos.

Quería ser la chica que necesitaba cuando estaba creciendo.

Al ser pública, mi deseo es ser la chica que necesitaba cuando estaba creciendo, ser visible por el bien de un@ adolescente que esté ahí afuera, y especialmente para l@s latin@s. También deseo que mi mensaje llegue a un padre que pueda estar confundido, o preocupado por el diagnóstico o identidad de género de su hij@. En Girl Comet, también me aseguro de contar con mucha información útil.

Soy una mujer con una experiencia intersexual. Soy una mujer con una experiencia trans, pero al final solo soy una mujer.

Para todas las mujeres ahí afuera, no importa cuál sea TU lucha personal, sé que esto es cierto, si decides luchar y seguir adelante, al final, tu más grande sufrimiento, puede convertirse en tu mayor fortaleza.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s