Archivos

Documento.- Tres Ex-Cirujanos Generales de EUA se pronuncian en contra de las cirugías intersexuales no consensuales: Repensando las Cirugías Genitales en Niños(as) Intersexuales

Repensando las Cirugías Genitales en Niños(as) Intersexuales

Por:

M. Joycelyn Elders, M.D., M.S.

15° Cirujano General de EUA

David Satcher, M.D., Ph.D., FAAFP, FACPM, FACP

16° Cirujano General de EUA

Richard Carmona, M.D., M.P.H., FACS

17° Cirujano General de EUA

 

Traducción al español: Laura Inter

DOCUMENTO ORIGINAL EN INGLÉS (PDF)

 

Junio 2017

rethinking

El 26 de octubre de 2016, 20vo aniversario del Día de la Visibilidad Intersexual, el Departamento de Estado de EUA emitió una declaración que reconoce que “de manera sistemática, las personas intersex enfrentan cirugías forzadas que son realizadas a una temprana edad, sin su consentimiento libre o informado. Estas intervenciones ponen en peligro su integridad física y su capacidad de vivir libremente”.

El Gobierno de EUA, es uno de los muchos que recientemente han cuestionado la genitoplastia infantil, una cirugía genital cosmética destinada a hacer que los genitales de un niño o niña “coincidan” con la categoría sexual binaria a la que fueron asignados por adultos encargados de su cuidado. A menudo, la genitoplastia es realizada en niños(as) con rasgos intersexuales, una condición conocida como trastornos/diferencias del desarrollo sexual o DSD (por sus siglas en inglés). Aunque bien intencionadas – muchos padres y médicos creen que es más difícil para los individuos vivir con genitales atípicos, que haberlos “corregido” desde el principio – existe un creciente reconocimiento de que esta creencia está basada en suposiciones no comprobadas, en lugar de en investigación médica, y que la cirugía genital cosmética realizada en infantes usualmente causa más daño que bien.

Afortunadamente, está emergiendo un consenso que concluye que los(as) niños(as) que nacen con genitales atípicos, no deberían ser sometidos a genitoplastias que no tengan por objetivo asegurar una función física. Las agencias gubernamentales en Alemania, Suiza, Australia, Chile, Argentina y Malta, así como grupos de derechos humanos, incluyendo la Organización Mundial de la Salud, han examinado esta situación y han encontrado que estos procedimientos médicos irreversibles, que son realizados antes de que los individuos puedan articular si desean someterse a tal cirugía, no son necesarios para asegurar un funcionamiento físico saludable, y que tal cirugía no está justificada cuando se realiza en niños(as). Estos organismos han pedido que se posponga la genitoplastia cosmética en infantes, para permitir a los individuos con un DSD, tener ingerencia en las decisiones que afectan su propia identidad y apariencia.

La realización de genitoplastia cosmética en infantes, no siempre fue la práctica estándar. Antes de mediados del siglo veinte, la mayoría de los(as) niños(as) con genitales que no encajaban en la norma binaria de lo masculino o femenino, no eran sometidos a cirugía. Sin embargo, partir de la década de 1950, una época donde la presión por ajustarse a las normas sociales a menudo era inflexible, cambió el protocolo de tratamiento estándar. Los(as) niños(as) nacidos con genitales atípicos, eran sometidos a procedimientos quirúrgicos tales como la reducción del clítoris, vaginoplastia, gonadectomia, y reparación de hipospadias, esto principalmente para “normalizar” la apariencia de acuerdo al género, no para mejorar la función.

Desde este periodo, como lo señala la declaración de consenso de 2016, ha existido un desacuerdo de buena fe entre los médicos, acerca de cuándo se debe realizarse la genitoplastia cosmética en infantes y si debe realizarse en primer lugar. Algunos médicos recomiendan la cirugía, debido a que creen que disminuirá la posibilidad de que el niño(a) pueda sufrir trauma emocional al tener características de género atípicas. Si bien, no dudamos que los doctores que apoyan y realizan estas cirugías, tengan el mejor interés del paciente y sus padres en el corazón, nuestro análisis de la evidencia disponible, nos ha convencido de que la genitoplastía cosmética en infantes no está justificada cuando no es necesaria para asegurar el funcionamiento físico, y esperamos que los profesionales y los padres que enfrentan esta difícil decisión, presten atención al creciente consenso que dice que esta práctica debería detenerse.

Nuestro punto de vida está basado en tres razones sencillas y convincentes. Primero, no existe evidencia suficiente que diga que crecer con genitales atípicos conduce a la angustia psicosocial. Después de analizar docenas de estudios que pretendían examinar el impacto de tener un DSD, hemos concluido que existe una escasez de evidencia convincente que demuestre que, los(as) niños(as) o adultos, son perjudicados psicológicamente por tener genitales atípicos, ni que estarían mejor si se someten a genitoplastia cosmética mientras son bebés o niños(as). En su mayoría, los estudios que hicieron conexión entre los genitales atípicos y la angustia emocional, simplemente asumieron, en lugar de demostrar, un vínculo causal entre ambos.

Segundo, mientras existe poca evidencia de que la genitoplastia cosmética en infantes es necesaria para disminuir el daño psicológico, si existe evidencia que demuestra que la cirugía en sí misma puede causar daño físico severo e irreversible, además de angustia emocional. Aunque los doctores se esfuerzan por predecir la identidad de género más probable para estos niños(as), un porcentaje significativo desarrollará una identidad de género diferente de la que le fue asignada al nacer. La cirugía genital irreversible, incluyendo la eliminación de tejido genital sano, puede ser traumática si la asignación de género resultara estar en conflicto con la propia identidad de género del individuo.

Incluso si la predicción del género es correcta, pueden surgir varias complicaciones asociadas con estas cirugías, incluyendo la falta de sensibilidad sexual, dolor durante la penetración, incontinencia, cicatrices, y la necesidad de repetir las cirugías. Una gonadectomia, puede crear la necesidad de una terapia de reemplazo hormonal, y también podría impedir la potencial fertilidad disponible mediante los avances en tecnología de reproducción asistida. En resumen, las cirugías cuyo propósito no sea garantizar la salud física y psicológica, muy frecuentemente llevan al resultado opuesto.

Por último, estas cirugías violan el derecho del individuo a la autonomía personal sobre su propio futuro. Si bien las cirugías tales como la creación de una abertura uretral donde estaba ausente, pueden ser justificadas porque garantizan el funcionamiento físico, las cirugías que nunca son necesarias para asegurar el funcionamiento físico en los(as) niños(as), son las de reducción de clítoris, ni la creación de una vagina, y la reparación de hipospadias rara vez es necesaria. La reducción del clítoris y la extirpación de gónadas sanas, claramente infringen el derecho del niño(a) a la integridad física, la preservación de la identidad sexual y de género, y la libertad de procreación. En algunos casos, una gonadectomía puede ser apropiada para hacer frente a un riesgo de cáncer, pero esta cirugía generalmente puede esperar hasta la pubertad, cuando los individuos afectados puedan dar su opinión en la decisión sobre si desean someterse a tal procedimiento.

Los expertos médicos coinciden en que se necesita determinar el tratamiento óptimo para los(as) niños(as) que nacen con un DSD. Mientras tanto, están naciendo bebés que dependen de adultos para tomar decisiones en su mejor interés, y esto debe significar una cosa: Cuando un individuo nace con genitales atípicos que no representan ningún riesgo físico, el tratamiento no debería enfocarse en la intervención quirúrgica, sino en el apoyo psicosocial y educativo para la familia y el niño(a). La genitoplastia cosmética debería ser aplazada hasta que los(as) niños(as) tengan la edad suficiente para expresar su propia opinión acerca de someterse o no a la cirugía. Aquellos cuyo juramento o conciencia dice “no hacer daño”, deberían prestar atención al simple hecho de que, a la fecha, la investigación no apoya la práctica de la genitoplastia cosmética en infantes.

Documento: Secretaría de Salud (México).- Guía de recomendaciones para la Atención de Intersexualidad y Variación en la Diferenciación Sexual.

Documento: Secretaría de Salud (México).- Guía de recomendaciones para la Atención de Intersexualidad y Variación en la Diferenciación Sexual.

Secretaria de Salud

Fuente oficial: http://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/233408/210617Protocolo_Comunidad_LGBTTI_DT_Versi_n_III_17_3.pdf

Esta Guía de recomendaciones para la Atención de Intersexualidad y Variación en la Diferenciación Sexual, en gran parte fue resultado del esfuerzo de Dra. Eva Alcántara (Profesora e investigadora, UAM-X), Hana Aoi (Vivir y Ser Intersexual), la Lic. Mara Cristina Toledo (colaboradora de Brújula Intersexual) y Laura Inter (Brújula Intersexual).

Gracias a la Secretaría de Salud que tomó en cuenta muchos de nuestros comentarios y recomendaciones. Creemos que esta guía representa un avance en la lucha por los derechos humanos de las personas intersexuales en México.

Gracias a CONAPRED por abrir el espacio para que nuestras voces fueran escuchadas.

Protocolo para el Acceso sin Discriminación a la Prestación de Servicios de Atención Médica de las Personas LGBTTT e Intersexual. Guía de recomendaciones para la Atención de Intersexualidad y Variación en la Diferenciación Sexual (Páginas 36 a 42) (PDF)

 También te puede interesar: Avances: un primer acercamiento al Protocolo de atención médica para la población LGBTTTI de la Secretaría de Salud.

Documento: Revista Debate Feminista: Intersexualidad

Revista Debate Feminista: Intersexualidad

Año 24, Vol. 47 Abril 2013

Debate Feminista Intersexualidad

En el Capítulo de Intersexualidad, puedes encontrar varios artículos sobre el tema, entre ellos:

Cuando digo intersex. Un diálogo introductorio a la intersexualidad

Por Mauro Cabral y Gabriel Benzur

Hermafroditas con actitud: cartografiando la emergencia del activismo político intersexual

Por Cheryl Chase

Desarrollo jurisprudencial de la intersexualidad: consentimiento informado, infancia y derechos

Por Diana Patricia Tovar

¿Quién le teme a Caster Semenya?

Por Hortensia Moreno

De andróginos y ginandros

Por José Ricardo Chaves

Palabra hermafrodita

Por Manuel Stephens

Identidad sexual/rol de género

Por Eva Alcántara

Puedes descargar la revista haciendo click AQUÍ (PDF)

Circular 7 de 2016: Un paso atrás en la lucha por los Derechos Humanos de las personas intersexuales en Chile. Por Laura Inter y Hana Aoi

CIRCULAR 7 DE 2016: UN PASO ATRÁS EN LA LUCHA POR LOS DERECHOS HUMANOS DE LAS PERSONAS INTERSEXUALES EN CHILE.

Por Laura Inter y Hana Aoi

Agradecimiento especial a la Dra. Eva Alcántara, quien colaboró en la revisión de este artículo.

In English

Laura Inter es una activista intersexual nacida en la década de 1980, desde 2013 fundó y coordina el proyecto Brújula Intersexual, el cual se encarga de ofrecer apoyo e información a las personas intersexuales y sus familias. Laura fue diagnosticada con Hiperplasia Suprarrenal Congénita, nació con genitales intersexuales (también llamados “genitales ambiguos”), fue atendida fuera del sistema de salud público y su cuerpo no fue intervenido con cirugías, así que conserva su integridad corporal.

Hana Aoi es una activista intersex mexicana nacida en 1981. Fue sometida a tres distintas cirugías en su infancia, del todo innecesarias, en las cuales se le extirparon sus gónadas y se le practicó una vaginoplastía. Su variante intersexual se conocía como hermafroditismo verdadero. Hoy está más en boga el término DSD ovotesticular; Hana no está de acuerdo con el uso de ninguna de estas nomenclaturas estigmatizadoras. Esta variante se da cuando existe tejido ovotesticular en al menos una gónada (ovotestis, pl. ovotestes).

Circular 7

Síntesis:

El 23 de agosto de 2016, el Ministerio de Salud de Chile emitió la Circular Nº 7 de 2016, la cual dejó sin efecto a la Circular Nº 18 de 2015, la cual había sido destacada por exigir un cese a las cirugías y tratamientos médicos irreversibles e innecesarios en niñxs intersexuales.

Entre los aspectos más lamentables de esta nueva Circular se observa la adopción de un lenguaje patologizante para referirse a las variantes de las características sexuales, bajo el término Desorden del Desarrollo Sexual, así como una generalización de dichas variantes en escenarios donde sí existen riesgos a la salud que deben ser atendidos, justificando así nuevamente las intervenciones médicas en las cuales el paciente es dejado de lado y sus derechos humanos pasados por alto.

Debido a esta tónica de generalizar y centrarse únicamente en aspectos clínicos vagos, sin sustento en resultados a largo plazo que los validen, y haciendo caso omiso de los numerosos testimonios de adultos con cuerpos intersexuales que fueron intervenidos en su infancia, así como de los llamados de activistas y organismos locales e internacionales de derechos humanos, es que nos sentimos con la obligación moral de denunciar y desglosar en el siguiente artículo los errores de la Circular Nº 7 de 2016, a fin de exponer el retroceso que implica la asunción de una práctica médica altamente cuestionada desde hace más de veinte años en todo el mundo, y que incluso la propia comunidad médica internacional se ha visto forzada a admitir que contiene aspectos cuestionables que demandan ser repensados.

DESCARGAR ARTÍCULO COMPLETO (PDF)

Descargar Circular 18

Descargar Circular 7

Artículo: ¿Cómo nace la Circular 7 del Ministerio de Salud de Chile? Por Camilo Godoy

Documento: Derechos Humanos Y Personas Intersex – documento temático

Documento: Derechos Humanos Y Personas Intersex – documento temático

Documento temático publicado por Comisario para los Derechos Humanos del Consejo de Europa, Mr. Nils Muižnieks

Traducción al español: Mauro Cabral

Descarga PDF: https://oiieurope.org/wp-content/uploads/2017/03/derechos_humanos_y_personas_intersex_documento_tematico.pdf

Derechos humanos intersex documento tematico europa

Documento: Declaración de Darlington: Declaración conjunta de consenso de un retiro de la comunidad intersexual, en Darlington, marzo 2017. OII Australia

Declaración de Darlington: Declaración conjunta de consenso de un retiro de la comunidad intersexual, en Darlington, marzo 2017.

Traducción: Laura Inter del documento “Darlington Statement: Joint consensus statement from the intersex community retreat in Darlington, March 2017” descargada del sitio web de OII Australia

Fuente: https://oii.org.au/wp-content/uploads/key/Darlington-Statement.pdf

Descargar PDF original en inglés

darlington

La mayoría de los participantes en el retiro de Darlington. Fotografía de Phoebe Hart.

Declaración conjunta de las organizaciones de la comunidad intersexual y activistas independientes de Australia y Aotearoa/Nueva Zelanda, que incluyó a Androgen Insensitivity Support Syndrome Support Group Australia (AISSGA), Intersex Trust Aotearoa New Zealand (ITANZ), Organisation Intersex International Australia (OIIAU), Eve Black, Kylie Bond (AISSGA), Tony Briffa (OIIAU/AISSGA), Morgan Carpenter (OIIAU/Intersex Day Project), Candice Cody (OIIAU), Alex David (OIIAU), Betsy Driver (Bodies Like Ours), Carolyn Hannaford (AISSGA), Eileen Harlow, Bonnie Hart (AISSGA), Phoebe Hart (AISSGA), Delia Leckey (ITANZ), Steph Lum (OIIAU), Mani Bruce Mitchell (ITANZ), Elise Nyhuis (AISSGA), Bronwyn O’Callaghan, Sandra Perrin (AISSGA), Cody Smith (Tranz Australia), Trace Williams (AISSGA), Imogen Yang (Bladder Exstrophy Epispadias Cloacal Exstrophy Hypospadias Australian Community – BEECHAC), Georgie Yovanovic.

Preámbulo

A. Las personas intersexuales nacen con características sexuales físicas o biológicas (tales como la anatomía sexual, órganos reproductivos, patrones hormonales y/o patrones cromosómicos) que son más diversos que las definiciones estereotipadas para los cuerpos masculinos o femeninos. En algunas personas, estos rasgos son evidentes prenatalmente o al momento de nacer, mientras que en otras estos emergen después en la vida, a menudo en la pubertad (ver la definición de la ONU). Reconocemos nuestras historias diversas y usamos la palabra intersexual de manera inclusiva, y reconocemos nuestro derecho a la autodeterminación.

B. Observamos que, a pesar de los mejores esfuerzos de los defensores intersexuales de derechos humanos, continúa ocurriendo discriminación, estigmatización y violaciones de derechos humanos, así como prácticas dañinas de parte del establecimiento médico, en Australia y en Aotearoa/Nueva Zelanda.

C. Observamos el informe de 2013, del Comité del Senado de Asuntos Comunitarios sobre la Esterilización involuntaria o coercitiva de personas intersexuales en Australia, y el caso del Tribunal Familiar de Australia: “Re Carla (Medical procedure)”. Observamos las Observaciones finales sobre el quinto informe periódico sobre Nueva Zelanda, presentado por el Comité de los Derechos del Niño en 2016.

D. Reconocemos las obligaciones internacionales de nuestros países, que han firmado la Convención contra la Tortura, la Convención sobre los Derechos del Niño, la Convención sobre la Eliminación de la Discriminación contra las Mujeres, y la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad.

E. Notamos que los grupos intersexuales de apoyo entre pares permanecen, en gran medida, sin financiamiento, el financiamiento al activismo es precario y limitado, y las organizaciones dirigidas por personas intersexuales, dependen de voluntarios para abordar los numerosos vacíos en los servicios que dejan otras instituciones sociales, de salud y de derechos humanos, que si están bien financiadas.

F. Reconocemos el generoso apoyo para este evento de la National LGBTI Health Alliance, Twenty10, Astraea Lesbian Foundation for Justice, y de un donante anónimo.

G. Reconociendo estas cuestiones, esta reunión de las organizaciones e individuos de la comunidad intersexual, llevada a cabo en marzo de 2017 en Gabigal Land en Darlington, Australia, reconoce y respeta el trabajo que las organizaciones de apoyo y los activistas de derechos humanos, han realizado durante los últimos años, y también reconoce:

  1. La Declaración de Malta del Tercer Foro Intersex Internacional en 2013.
  2. Que las personas intersexuales existen en todas las culturas y sociedades, a través de la historia, y que la existencia de personas intersexuales merece ser celebrada.
  3. La diversidad de nuestras características sexuales y cuerpos, de nuestras identidades, sexos, géneros, y experiencias de vida. También reconocemos las interseccionalidades con otras poblaciones, incluyendo a las personas que se sienten atraídas por su mismo sexo, a las personas trans y de género diverso, a las personas con discapacidad, a las mujeres, hombres y personas indígenas – Aborígenes e isleños del Estrecho de Torres, Tangata Whenua – y a la población racializada, migrante y refugiados.
  4. Que la palabra ‘intersexual’, y el movimiento intersexual de derechos humanos, pertenece por igual a todas las personas que nacen con variaciones en las características sexuales, sin importar nuestras identidades de género, géneros, clasificaciones legales de sexo y orientaciones sexuales.
  5. Nuestros derechos a la integridad corporal, autonomía física y auto determinación.
  6. Nuestra oposición a la terminología patologizante, tal como “trastornos/desórdenes del desarrollo sexual”, no solo debido a que estas etiquetas son inherentemente patologizantes, sino también debido a que promueven la creencia de que las características intersexuales necesitan ser “corregidas”.

Derechos humanos y reforma legal

  1. Pedimos la prohibición inmediata de las intervenciones que puedan ser pospuestas, y que estas sean consideradas un acto criminal, incluyendo las intervenciones quirúrgicas y hormonales, que alteren las características sexuales de bebés y niñxs sin el consentimiento de la persona. Pedimos que se requiera un consentimiento libre y plenamente informado de parte de lxs individuos, y que lxs individuos y familias tengan acceso obligatorio e independiente a asesoría financiada y a apoyo entre pares.
  2. Respecto a las clasificaciones de sexo/género, los binarismos de sexo y género son sostenidos por la violencia estructural. Además, los intentos de clasificar a las personas intersexuales como un tercer sexo/género, no respetan nuestra diversidad o derecho a la autodeterminación. Esto puede infligir un gran daño, independientemente de si una persona intersexual se identifica, o no, con la asignación sexual binaria legal al momento de nacer.                                                             El énfasis injustificado en como clasificar a las personas intersexuales, en lugar de como es que somos tratados, también es violencia estructural. La meta principal, no es buscar nuevas clasificaciones, sino terminar con el sistema de clasificación legal y con las jerarquías que se encuentran detrás de esto. Por lo tanto:
  • a. Al igual que con la raza y la religión, el sexo/género no debería ser una categoría legal en los certificados de nacimiento, ni en los documentos de identificación de ningún individuo.
  • b. Mientras las clasificaciones de sexo/género sigan siendo legalmente requeridas, las asignaciones de sexo/género deben ser consideradas provisionales. Dadas las condiciones sociales existentes, no apoyamos la imposición de una tercera clasificación sexual al registrar el nacimiento.
  • c. Reconocer que todx niñx puede crecer e identificarse con un sexo/género diferente [del cual fue asignado], y que la decisión sobre el sexo de crianza de un niñx intersexual puede haber sido incorrecta, las clasificaciones de sexo/género deben poder corregirse mediante un simple procedimiento administrativo, a petición del individuo interesado.
  • Los individuos capaces de dar su consentimiento, deberían ser capaces de elegir entre los indicadores de género: femenino (F), masculino (M), no binario, o indicadores de género alternativos u opciones múltiples.
  1. Pedimos una protección legislativa efectiva, contra la discriminación y las prácticas dañinas, que tengan como base las características sexuales.
  2. Pedimos a los gobiernos e instituciones a reconocer y disculparse por el trato que se le ha dado a las personas que nacen con variaciones en sus características sexuales, y que provean reparación e indemnización para las personas que nacieron con variaciones en las características sexuales y que hayan experimentado intervenciones médicas involuntarias o coercitivas. No debe de existir un tiempo límite para poder acceder a la reparación e indemnización.
  3. Pedimos se ponga fin a la discriminación genética, incluyendo en las aseguradoras y en el empleo.
  4. Pedimos que todos los adultos tengan el derecho de contraer matrimonio y formar una familia, sin importar sus características sexuales.
  5. Notamos la dificultad que tienen muchas personas intersexuales cuando viajan, incluyendo las experiencias de discriminación y acoso debido a la diversidad de sus cuerpos, por los requerimientos de tener documentos que establezcan un género, por los chequeos que dividen a las personas en dos géneros, y por las restricciones sobre viajar con recetas médicas farmacéuticas. Llamamos a nuestros gobiernos a trabajar con los estados, países y con los reguladores internacionales, para resolver estos problemas.
  6. Pedimos una participación significativa de parte de, y consultando con, personas intersexuales y organizaciones comunitarias sobre todas las situaciones y políticas que nos afecten.

Salud y bienestar

  1. Reconocemos las implicaciones físicas y psicológicas de las dañinas prácticas médicas, y el acceso limitado al apoyo y a otras personas intersexuales.
  2. Las actuales formas de supervisión de las intervenciones médicas que afectan a las personas que nacen con variaciones en las características sexuales, han probado ser inadecuadas.
  • a. Notamos la falta de transparencia en los diferentes protocolos de atención y prácticas a través de Australia y Nueva Zelanda, para todos los grupos de edad.
  • b. Notamos que el sistema del Tribunal Familiar en Australia, ha fallado en considerar adecuadamente los derechos y autonomía de lxs niñxs nacidos con variaciones de las características sexuales, y las repercusiones de las intervenciones médicas en los individuos y sus familias. El papel del Tribunal Familiar es en sí mismo poco claro. Las distinciones entre las intervenciones “terapéuticas” y las “no terapéuticas” han fallado a nuestra población.
  1. Pedimos la implementación de órganos consultivos para desarrollar protocolos de atención a personas intersexuales basados en derechos humanos, con una participación plena y significativa de representantes de la comunidad intersexual y de las instituciones de derechos humanos.
  2. Pedimos al Grupo de Endocrinología Pediátrica de Austral-Asiático, y a otros organismos médicos/de salud, a permanecer al lado de las organizaciones comunitarias dirigidas por personas intersexuales, para desarrollar protocolos de atención basados en derechos humanos.
  3. Reconocemos que las personas intersexuales tienen necesidades médicas y de salud, algunas veces relacionadas a tener una variación intersexual, y algunas veces no. Reconocemos que para las personas que tienen una variación intersexual, los malos entendidos y el estigma asociado, pueden actuar como barreras para el tratamiento. Las actuales prácticas, a menudo están basadas en las necesidades de otras poblaciones.
  4. Reconocemos las limitaciones de acceso en regiones rurales y remotas.
  5. Pedimos se dé acceso a tratamientos y servicios de salud, médicos y de parte de aliados, que sean necesarios y apropiados, incluyendo cirugías y tratamiento hormonal, psicosocial, psicosexual y apoyo psicológico, incluyendo también tratamientos reparativos. Los protocolos de salud deben apoyar los tratamientos reparativos, y no deben requerir adecuación a las normas estereotipadas y clínicas para los cuerpos femeninos o masculinos, mujeres y hombres, ni imponer evaluaciones psiquiátricas inadecuadas de elegibilidad.
  6. Pedimos se establezcan mecanismos alternativos, independientes, eficaces y basados en derechos humanos, para determinar casos individuales que involucren a personas nacidas con variaciones intersexuales, que sean incapaces de dar su consentimiento para un tratamiento, reuniendo expertos de derechos humanos, médicos y organizaciones comunitarias dirigidas por personas intersexuales. Los pros y contras, para y contra el tratamiento médico, deben ser correctamente ventiladas y consideradas, incluyendo las implicaciones en la salud que tengan para toda la vida, en lo jurídico, ético, sexual y las implicaciones en los derechos humanos.
  7. Los equipos multidisciplinarios deben operar de acuerdo con protocolos de atención transparentes y basados en derechos humanos, para el tratamiento de las personas intersexuales y sus cuerpos. Los equipos multidisciplinarios en los hospitales deben incluir especialistas en derechos humanos, defensores de los niños, y representantes independientes de la comunidad intersexual.
  8. Algunas personas necesitan pruebas de Papanicolau, algunas personas necesitan exámenes de próstata o mamografías, y algunas personas necesitan una combinación de estas. Los programas nacionales de detección y los sistemas informáticos deben reconocer las necesidades de las personas nacidas con variaciones intersexuales.
  9. Pedimos se ponga fin al uso de Fertilización In Vitro, y a otras formas de selección genética, que tengan como objetivo impedir el nacimiento de bebés con variaciones en las características sexuales.
  10. Pedimos acceso a servicios de reproducción y asesoría sobre fertilidad para todas las personas intersexuales, con la protección de nuestra anatomía reproductiva, sin importar si se considera que nuestra capacidad para la fertilidad concuerda, o no, con nuestro sexo legal.
  11. Las organizaciones dirigidas por personas intersexuales, deben de contar con recursos para desarrollar herramientas de derechos humanos y de derechos de los pacientes, para las personas intersexuales y nuestras familias, para mejorar el acceso a los servicios de salud, y asegurar que puedan gozar del más alto nivel posible de salud física y mental.
  12. Lxs niñxs con variaciones requieren transparencia acerca de sus variaciones intersexuales, proporcionándoles información clara y de una manera que sea apropiada para su edad, y un apoyo afirmativo, que incluya apoyo de parte de otras personas intersexuales.
  13. Pedimos una divulgación pública y habitual de los datos precisos sobre todas las intervenciones médicas realizadas para modificar las características sexuales de lxs niñxs, así como la divulgación de los datos históricos.
  14. Pedimos más investigación, incluyendo investigación clínica, sociológica y psicológica, dirigida por la comunidad. La investigación clínica, incluyendo la investigación longitudinal, requiere supervisión verdadera, no medicalizada.
  15. Pedimos una mejora continua en la educación de los profesionales de la salud, previsión social y aliados, en asuntos relacionados con los cuerpos intersexuales, incluyendo cuestiones de derechos humanos.
  16. Lxs niñxs con variaciones intersexuales, nunca deberían estar sujetos a ser fotografiados por médicos, ni a la exhibición médica.
  17. Pedimos respeto a la privacidad, integridad, y seguridad de nuestros expedientes médicos.
  18. Reconociendo la dificultad de que algunas personas intersexuales tengan acceso a sus expedientes médicos de la niñez, pedimos acceso completo a los expedientes médicos. Los expedientes pediátricos hospitalarios, deberían ser conservados indefinidamente. Los expedientes médicos de personas con problemas médicos de toda la vida, deberían ser conservados indefinidamente.
  19. Pedimos acceso al deporte en todos los niveles de competición para todas las personas intersexuales, y se les permita competir a todas las mujeres intersexuales como mujeres, sin restricciones ni investigaciones médicas discriminatorias.
  20. El tratamiento hormonal de por vida, es necesario después de la esterilización, o en casos donde las gónadas no producen las hormonas adecuadas. Sin embargo, las personas con variaciones intersexuales, enfrentan costos y desafíos innecesarios para acceder a un tratamiento hormonal apropiado. Estos incluyen el acceso a las hormonas sexuales, el costo injusto y no revelado del tratamiento requerido como consecuencia de las intervenciones médicas no deseadas, el acceso a la testosterona y a los estrógenos al mismo tiempo, cambiar de una hormona sexual a la otra, el acceso a la detección y a las restricciones al viajar, incluyendo el tener que viajar con medicación y el examen físico. Llamamos por protocolos clínicos y nacionales que aborden estas cuestiones.
  21. Pedimos la implementación de vías de transición clínica adecuadas, de los servicios pediátricos a los de adultos.
  22. Pedimos acceso equitativo a los servicios sociales y de previsión social para personas con variaciones intersexuales. Las necesidades de las personas con variaciones intersexuales en cuanto a la atención a personas mayores, cuidado en el hogar, atención del estado y servicios para personas con discapacidad, requieren una mayor investigación, con una participación significativa y plena de organizaciones dirigidas por personas intersexuales.

Apoyo entre pares

  1. Reconocemos el trauma y los problemas de salud mental causados por la medicalización innecesaria de las personas intersexuales, así como la estigmatización de las características intersexuales, que han tenido como resultado un legado de aislamiento, secreto y vergüenza.
  2. Reconocemos la fundamental importancia y los beneficios de un apoyo afirmativo entre pares para personas que nacieron con variaciones en sus características sexuales.
  3. Nuestras organizaciones de apoyo entre pares, y otras comunidades de personas intersexuales, necesitan financiamiento y apoyo para construir comunidades y redes inclusivas para todas las personas intersexuales. Ninguna persona intersexual o padre de unx niñx intersexual, deberían sentirse solxs, sin importar su variación intersexual o el lenguaje que hablen.
  4. Reconocemos las necesidades y experiencias de vida de lxs jóvenes, y de las personas procedentes de diversos trasfondos culturales y religiosos. Reconocemos estas experiencias como válidas y legítimas.
  5. Reconocemos la importancia fundamental y los beneficios del apoyo entre pares para los padres, tutores, y familias de personas con variaciones en las características sexuales. Reconocemos la importancia y beneficios del apoyo entre pares para amigos, parejas, y otros que apoyan a las personas intersexuales en su día a día.
  6. El apoyo entre pares debe ser integrado en los enfoques, equipos y servicios médicos multidisciplinarios basados en derechos humanos.
  7. Pedimos apoyo público, gubernamental y filantrópico para que el apoyo afirmativo entre pares
  8. Reconocemos que las personas intersexuales somos expertas en nuestras propias vidas y experiencias de vida. Las personas intersexuales son expertas en entender los efectos a largo plazo de la medicalización y de las intervenciones médicas.

Aliados

  1. La intersexualidad es distinta de otras situaciones. Pedimos a los aliados que activamente reconozcan nuestras distinciones, y la diversidad dentro de nuestras comunidades, que apoyen nuestras demandas de derechos humanos y respeten el movimiento intersexual de derechos humanos, sin tokenismo, ni instrumentalización, o utilizando los asuntos intersexuales como medio para otros fines. “Nada sobre nosotrxs sin nosotrxs”.
  2. Alentamos a todas las organizaciones y organismos a que apoyen al movimiento intersexual a reconocer esta declaración de Darlington.
  3. Pedimos a las personas intersexuales, y al movimiento intersexual de derechos humanos, que sean aliados de los movimientos LGBTQ, de discapacidad, indígenas, anti-racistas, y de mujeres.
  4. Pedimos a las personas intersexuales que reconozcan nuestra propia diversidad, e insten al diálogo intracomunitario y apoyo mutuo.

Educación, sensibilización y empleo

  1. Reconocemos que el estigma frecuentemente es el resultado de ideas equivocadas acerca de la intersexualidad, que se agravan por la falta de educación y sensibilización.
  2. Reconocemos que la estigmatización y patologización de las personas que nacen con variaciones en las características sexuales, impide la auto-aceptación, el acceso a una comunidad, la búsqueda de ayuda, y el acceso a servicios, incluyendo la atención a la salud.
  3. Reconocemos las repercusiones del estigma, del trauma y de las intervenciones médicas no deseadas, cuando intentamos acceder a la educación y al empleo, y las consecuencias que incluyen altos índices de abandono escolar, pobreza, daño autoinfligido y tendencias suicidas.
  4. Pedimos que se incluya material fidedigno y afirmativo en los planes de estudio de las escuelas, en particular en materia de salud y educación sexual, sobre la diversidad corporal, y que se incluyan las variaciones intersexuales.
  5. Pedimos a los prestadores de servicios educativos y de concientización, que desarrollen contenidos junto con las organizaciones dirigidas por personas intersexuales, y promuevan que estos sean suministrados por personas intersexuales.
  6. Pedimos a los grupos de empleadores, gobiernos, instituciones y sindicatos, que desarrollen políticas y prácticas afirmativas, para apoyar a lxs empleadxs que tengan variaciones intersexuales.
  7. Pedimos políticas en instituciones educativas y de empleo, que reconozcan que algunas personas que nacen con variaciones intersexuales, pueden beneficiarse de adaptaciones y ajustes razonables, que incluyan requerimientos por necesidades especiales, ajustes en el lugar de trabajo, asistencia al acceder a un empleo, y permisos por licencia médica.
  8. Reconocemos la vital importancia de historias positivas y modelos a seguir, y la existencia de poca cobertura mediática positiva sobre personas intersexuales. Desafortunadamente, reconocemos que en mucho del trabajo mediático, perdura la estigmatización de las personas y cuerpos intersexuales. Pedimos a los medios de comunicación, que trabajen con las organizaciones dirigidas por personas intersexuales para mejorar su entendimiento de las personas intersexuales y de nuestros problemas de derechos humanos.
  9. Pedimos se ponga fin a la estigmatización y a la patologización innecesaria de los cuerpos intersexuales.
  • fin –

Libro: Memorias de Herculine Adélaîde Barbin (persona intersexual)

Libro recomendado por el blog YO INTERSEXUAL

Libro que recopila la experiencia de vida narrada de mano de Herculine/Alexina Barbin, una persona intersexual en la Francia del Siglo XIX.

En este enlace puedes descargar el libro en PDF.

Herculine Barbin.jpg